4 RAZONES PARA VIVIR SIN WHATSAPP
Published On 26/02/2014 » By @elmejorbonche »

blogger-image--484685042

 

Cada año nos volvemos más y más dependientes de nuestro Smartphone. Por eso, aquí 4 razones por las que nuestra vida sería igual de feliz (o tal vez más) sin Whatsapp:

1. Retomaríamos lindas costumbres
Como la de llamar por teléfono en un cumpleaños o para conversar con alguien… O por el simple gusto de escuchar su voz. (Sí, le daríamos más dinero a las telefónicas pero, se lo damos de todos modos).

2. Una rayita menos a las obsesiones
Última conexión: 5:30 pm. El mensaje tiene las 2 rayitas de check, eso quiere decir que ya está en su celular… Si yo se lo mandé 5:28 pm y su última conexión fue a las 5:30 pm… ¡Ya lo vio! ¡Y no me contestó! ¿Estará ocupado? Seguro está trabajando… Seguro no tuvo tiempo. ¿Por qué su última conexión fue a las 4:00 am si se fue de mi casa a las 2:00 am?

¿Sabes de lo estamos hablando, verdad?

3. Concentración laboral
Hagamos un análisis… ¿Cuántas horas pasas en tu trabajo, frente a la computadora, sin voltear a ver el celular? O se las ponemos más fácil, al revés: ¿Cuántas veces ven el celular entre las 10 y las 11 de la mañana? Seguramente muchísimas y al final del día, son las 7 de la noche y no nos podemos explicar cómo es que no hemos terminado nuestro trabajo.
Por alguna extraña razón no podemos tolerar que haya un bombillito parpadeando, un mensaje sin revisar y lo que es peor… Sin contestar. Entonces, si es algo que consideras muy importante, primero terminarás tu conversación por Whatsapp antes de seguir trabajando.

4. Sana convivencia
¿Cuándo fue la última vez que se sentaron a tomar un café con sus amigas sin que alguna volteara a chequear el celular? No por una llamada, por el Whatsapp…
Hace años no se ve una reunión donde todos estén 100% presentes. Siempre hay alguien viendo el celular, siempre.

Sabemos que Whatsapp tiene múltiples beneficios, mucho más que otra cosa, y que ha logrado acercar a los que estamos lejos (por algo lo compró Facebook). Pero podemos aprovechar el tiempo para hacer un alto y reflexionar sobre el uso que le damos a los aparatos electrónicos. ¿Qué tanto están afectando nuestra convivencia con otros seres humanos?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *