¿Cómo afecta a tu cuerpo y rostro no dormir?
Published On 03/10/2015 » By @elmejorbonche »

¿Sabías que la falta de sueño puede conllevar desarreglos gastrointestinales y un aumento de la ansiedad? Además, afecta a la firmeza de la piel y puede promover la aparición de arrugas

Efectos-de-no-dormir-500x347

El sueño es una necesidad básica del cuerpo a través de la cual se relaja física y emocionalmente para comenzar un nuevo día.

Se estima que toda persona debe dormir entre 7 y 8 horas diarias sin interrupciones para que su organismo funcione en óptimas condiciones y pueda recibir la recarga de energías que requiere para desempeñar cada una de sus tareas.

Cuando una persona no logra conciliar su sueño o tan solo le dedica 6 o menos horas, experimenta efectos negativos inmediatos como es el caso del estrés, la falta de concentración y la fatiga.

Sin embargo, más allá de eso, está comprobado que a mediano y largo plazo puede desarrollar otros trastornos en la salud que pueden disminuir la calidad de vida.

Las múltiples ocupaciones, los problemas y el uso frecuente de la tecnología están haciendo que las personas olviden cuán importante es dormir.

Por esta razón, desde hace algún tiempo, varias entidades de salud y expertos han tratado de demostrar todo lo que ocurre en el organismo por no dedicarle suficiente tiempo al descanso.

¿Sabías que la piel de tu rostro es una de las más afectadas?

Mujer-triste-500x334

Así lo pudo probar una investigación realizada por la Escuela del Sueño de la firma británica Bensons for Bed.

En el estudio se encontró que la privación de un sueño de alta calidad causa estragos en el rostro, incluso de forma inmediata.

Los participantes que formaron parte de esta investigación se sometieron a un examen de su piel con una máquina que tiene el poder de analizar los elementos que influyen en la apariencia general de la misma como, por ejemplo, las manchas, los poros, las impurezas y las bacterias.

Después, durante cinco días durmieron solo seis horas al día, antes de volver a someterse al test.

¿Y los resultados?

  • Un incremento del 45% en la apariencia de sus líneas de expresión y arrugas.
  • Las manchas aumentaron un 13%, y un 7% su visibilidad.
  • Las porfirinas, bacterias en la piel, aumentaron un 16%.
  • El enrojecimiento incrementó un 8%.
  • Las manchas oscuras se notaron en un 11%.

Por otro lado, antes y después del test, las participantes respondieron una serie de preguntas para medir cómo influyen estos cambios en su estado emocional.

En este sentido, su autoestima descendió en un 20% durante el trascurso de la prueba y al finalizarla un 33% expresó sentirse menos atractiva.

Prevenir-el-envejecimiento1-500x390

¡Ojo! Ahí no acaba todo. Dormir poco también puede acarrear otros efectos en la belleza de la piel que son inclusive más evidentes.

Al contribuir a la acumulación de toxinas en el cuerpo, hace que la piel pierda hidratación y conlleva a que tenga menos brillo y firmeza.

Pero, además, de manera inmediata provoca las molestas ojeras y bolsas que dan una apariencia de cansancio y envejecimiento.

¿Y qué más puede ocurrir por no dormir bien?

Un sueño reparador desempeña un papel fundamental en la función de varios órganos importantes del cuerpo, así como en la segregación de algunas sustancias químicas por parte del cerebro.

No tener una buena calidad del mismo implica otros impactos negativos en la salud general del cuerpo.

Problemas digestivos

Incrementa el riesgo de padecer algún tipo de trastorno gastrointestinal y dolor en la parte alta del abdomen o también conocido como dispepsia.

Obesidad y diabetes

Modificar-la-alimentación-500x359

Cuando no se logra conciliar el sueño, se segrega una hormona conocida como grelina, asociada con el incremento del apetito.

Por lo tanto, dormir menos de 6 horas puede tener una importante relación con el aumento de peso, al provocar que la persona tenga ansiedad por comer más y en medio de la noche.

Así mismo, en varias oportunidades se ha demostrado que la falta de sueño puede estar implicada en la disminución de la capacidad para tolerar la glucosa, por lo que, a su vez, aumenta el riesgo de diabetes tipo 2.

Daño cerebral

A largo plazo este mal hábito puede influir en el deterioro cognitivo y el desarrollo de enfermedades neurodegenerativas como el alzhéimer o problemas del sistema nervioso.

Desequilibrio emocional

Tips-para-combatir-el-estrés-emocional-de-cada-día-500x334

La somnolencia es una causa principal de estrés, ansiedad y otras alteraciones emocionales que pueden provocar un desequilibrio.

Al dormir el tiempo suficiente, el cuerpo se relaja y se segrega una cantidad importante de endorfinas o también llamadas “hormonas del bienestar”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *