Guía de cuidados para el hombre interesante
Published On 10/07/2014 » By @elmejorbonche »

Mente sana, cuerpo sano. Lo mismo ocurre cuando el cuerpo camina de la mano de unos exquisitos tratamientos y cuidados que den al cuerpo el aspecto que nunca debió perder.

893-vestir-para-entrevista-de-trabajo-2-jpgLos cuidados de belleza en el hombre son tan o más importantes que los que debe tener una mujer para con su cuerpo; la razón no es otra que la dureza de la piel masculina que, aunque tarde más en reflejar el paso de la edad o la falta de dedicación, terminan por aparecer y con consecuencias más negativas que para ellas. 

Como esto nadie quiere que ocurra, aquí va una guía de cuidados para empezar a poner el cuerpo a tono y echarle un pulso al paso del tiempo. Ganarás. 

Si la cara es el reflejo del alma, mejor tenerla impoluta. ¿Cómo? Para empezar con un gesto muy simple: lavar la cara cada mañana con un producto específico para la higiene de la cara y el tipo de piel correcto, no un jabón cualquiera. Hay que masajear la piel en pequeños círculos (y no frotar) para no irritar la piel y para eliminar las celdas de piel muerta. 

La ducha es otro de los momentos rutinarios, pero no por ello hay que restarle importancia ni descuidar su técnica. Son muchos los hombres que usan el gel para lavarse el pelo y, probablemente, no sean consciente del peligro que tiene hacer eso. ¿Consecuencias? Dermatitis, enrojecimiento del cuero cabelludo, picores, heridas y caspa. La mejor solución es no hacerlo. Hay que elegir un champú acorde con el tipo de pelo que se tenga y masajearlo con la yema de los dedos durante el lavado, nunca en dos direcciones alternas porque rompe el pelo. 

Mejor una esponja vegetal, fácilmente adaptable a todo tipo de pieles y con una gran cantidad de beneficios: favorece la circulación de la sangre, elimina la piel muerta sin arrastrar con ella la nueva, permite eliminar impurezas y actúa como un exfoliante. 

La guerra de todos los hombres: el afeitado. El momento de emplearse a fondo en esta tarea es vital. Hay que dejar esta hazaña para después de las duchas cuando el pelo esté más debilitado y se hayan abierto los poros con el vapor del agua. Sólo así el afeitado irá a las mil maravillas y se evitarán muchos cortes e irritaciones. Si el afeitado se hace con cuchilla, mejor que sea de doble hoja para perjudicar la cara lo menos posible. 

La piel. Es muy importante que ésta esté nutrida en todo momento, más ahora que la temporada estival no pretende pasar por la vida de las personas sin cobrarse alguna que otra quemadura o mancha solar. Hay que usar protector solar desde primera hora de la mañana aunque no se vaya a disfrutar de una jornada de piscina o playa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *